Ahorrar en el primer año de vida

Si recientemente has sido mamá, lo serás pronto o estás planteándote tener un bebé, debes saber que durante el primer año de vida del nuevo miembro de la familia, se pueden gastar 6500 euros o más.

bebé

Y es que un bebé trae muchos gastos. Si no tenemos cuidado y tenemos muy claro por dónde controlar nuestra economía, podemos llegar pasarlo un poco mal.

1) Hereda: Los primos, hermanos, amigos, son buenos aliados ya que, gran parte de lo que usaremos se puede reutilizar, principalmente, ropa, equipamiento ( cunas, parques, correpasillos….) suponiendo un gran ahorro de dinero.

Muchos objetos o prendas de ropa ( de los primeros meses y años, generalmente, podemos heredarla sin problemas). ¡ Menudo ahorro!

publicidad

banner_consum

2) Si puedes, amamanta: Durante el primer año de vida del/la bebé, el principal gasto es la leche. Es sorprendente la velocidad con la que gastan la leche y lo cara que es, por ello sería interesante plantearse amamantar a nuestro pequeño siempre que podamos. No sólo será más económico para nosotras, sino que será más saludable para el bebé.

3) Pañales de tela o grandes lotes: Los pañales son el segundo gasto más destacado durante el primer año de nuestro hijo. La forma de ahorrar en pañales es comprándolos de tela y lavándolos cuando sea necesario, pero si sigues prefiriendo comprar pañales desechables, piensa en comprarlos en grandes cantidades ya que te saldrán más económicos.

publicidad

4) Compra realmente lo que necesite: El equipo del bebé es otro gasto importante, aunque es posible que tras el nacimiento recibamos muchos regalos de familiares y amigos, como ropita, cuna, carricoche, juguetes etc… No te dejes convencer por los consejos de las tiendas donde hacen “listas de nacimiento.

Hay muchas cosas que no debes imperativamente comprarlas antes del nacimiento como si se acabara el mundo. Ya lo comprarás cuando lo necesites. Conozco casos en que compraban la cuna de viaje antes de que el bebé naciera “porque se tenía que tener” y no iban a viajar nunca. Como esto, decenas de situaciones similares…. Cargar con un sacaleches y complementos si no sabes si acabarás dándole el pecho, ¡ qué sentido tiene! Ya lo comprarás cuando realmente lo necesites. Es bajar a la tienda o la farmacia y comprarlo, no tiene mayor complicación. Si no, es un gasto más para un “trasto” más que quizá no necesites nunca. De verdad, las tiendas no las cierran en cuanto nazca el bebé.

5) Recurre a la 2ª mano: Por desgracia, no siempre se cubre todo con regalos, por tanto sería interesante plantearse comprar artículos de segunda mano. Hay muchas tiendas que ofrecen artículos para bebé a muy buen precio y prácticamente nuevos.

Como veis, son cosas sencillas que podéis hacer para ahorrar, pero tampoco debéis dejar pasar las ayudas que ofrece el Gobierno o tu Ayuntamiento, que nos pueden ayudar a cubrir una buena parte de los primeros gastos ni pases por alto las innumerables canastillas para bebés gratis o las muestras gratis de productos.

No dudéis en dejar abajo vuestro comentario, ayudándonos a ampliar esta lista para que todos podamos ahorrar dinero.