Recetas fáciles de pan

Publicidad

Recetas fáciles de pan

Hacer tu propio pan es muy sencillo. Hace un tiempo que he compartido este vídeo en el que te muestro una receta sencilla y fácil de hacer pan casero sin masa madre. Apto para las que no tenemos mucha paciencia en el cocina.

Pero, ahora que llega el verano, no apetece encender el horno. Así que hemos recopilado algunas formas de pan en casa.

Recetas fáciles de pan

Pan de pita:

Recetas fáciles de pan

Esta es una manera de hacer tu pan de pita en la sartén. Necesitas para 10 unidades:

  • 200 gr de harina de fuerza
  • 200 gr de harina floja
  • 250 ml de agua
  • 6 gr de levadura de panadero, de pastilla (o 2 g de la seca, 2/3 de cucharada de postre)
  • 4 gr de sal (una media cucharada de postre rasa)

Vamos a prepararlas:

Mezcla todos los ingredientes hasta que consigas una masa fina. Deja que fermente una hora en un recipiente tapado. Y después divide en bolas de unos 60 gramos aproximadamente. Permite que reposen, de nuevo, unos 5 minutos y después puedes estirarlas.

Calienta la sartén y hazlas a fuego muy fuerte. Puedes tapar la sartén con una tapa metálica para retener el calor y la humedad. Pon las tortitas sin aceite en la sartén y deja tapado unos 45 0 60 segundos, verás que se han hinchado. Por cierto, mucho cuidado de que no se quemen.

Publicidad

Da la vuelta y deja medio minuto más. Para que se conserven bien, tan solo tienes que guardarlas en un paño. Y listas para comer.

Bolo do caco:

Recetas fáciles de pan

Esta es una especialidad de Madeira. Aún no la he probado pero ya la tengo anotada para hacerla. Necesitas:

  • 350 gramos de harina panificable (la mitad floja y la otra mitad debe ser fuerte)
  • 80 gr de patata cocida y pelada
  • 180 ml de agua
  • 6 gr de levadura de panadero, de pastilla (o 2 g de la seca, 2/3 de cucharada de postre)
  • 7 gr de sal (algo menos de una cucharada de postre rasa)

Lo preparamos de la siguiente manera:

Lo primero es hacer un puré con la patata. Mezcla con todos los ingredientes y amasa hasta que tengas una masa fina. Deja que fermente entre 1 hora u hora y media. Divide en bolas de unos 65 gramos. Y deja que fermente cada bola unos 25 minutos más.

Ahora hay que aplastarlas con ayuda de harina, la idea es que tengan 1 cm de grosor.

Ponlas en la sartén a fuego medio, sin añadir aceite ni nada. Y tardará unos 4 minutos por cada lado. Y ya tienes tus bolos listos para comer.

Hay una forma mucho más sencilla de tener pan recién hecho. Se trata de utilizar la panificadora. La suelo usar con bastante asiduidad y estoy encantada con ella.

AQUÍ te dejo mi opinión por si te apetece conocerla. ¡Y disfruta de tu pan casero!

Fuente: El Comidista

Publicidad
Comparte el ahorro: