8 trucos para ahorrar en ropa de la nueva temporada

Una vez finalice el verano, quizá tengamos que adquirir ropa para la nueva temporada. Ahora hay muchas formas de ahorrar en ropa y estar a la última.

publicidad

1) Para empezar recomendamos cuidar la ropa adecuadamente para que te dure más, piensa que lo de esta temporada puede no servir para la próxima, pero en un tiempo se volverá a llevar y será una ropa única. Trátala con cuidado, aplica los consejos que solemos daros para cuidar la ropa durante el lavado y guárdala adecuadamente sin que se arrugue ni tenga manchas.

ahorrar en ropa

2) Otra manera que adquirir ropa sin gastar nada es visitando el armario de tu madre y abuela. Vas a encontrar muchas sorpresas. Seguro que gran parte de la ropa guardada y en buen estado, ahora está de moda. Y, si no, siempre la puedes personalizar a tu gusto, con cinturones actuales o cosiendo piezas de colores.

3) Compra ropa de otras estaciones. Ahora mismo puedes adquirir abrigos y jerseys y saldrán más económicos que si los vamos a buscar cuando los necesitamos. Las tiendas necesitan acabar con el stock que tienen de otras temporadas, por lo que es más fácil que pueda estar mucho más barato.

publicidad

4) Las tiendas de segunda mano y outlet nos ayudan a gastar menos. Además de encontrar prendas a 5, 10 o 15 euros, son siempre piezas únicas y muy originales. Controla bien las taras, es decir, que no haya daños en la ropa: les falten botones o tengan el tejido rasgado. Si hay alguna tara, pero no se ve demasiado, siempre puedes exigir que la vendan a un precio más bajo.

5) Recuerda las webs de compra colectiva donde puedes encontrar artículos sumamente rebajados, con descuentos que llegan hasta el 90%: ver webs.

6) Si compras, hazlo con descuento. En época de crisis, las tiendas on-line publican códigos descuento y promociones continuamente, las vamos añadiendo aquí.

7Intercambia. Existen webs de intercambio de ropa, lo que tú ya estás aburrida de ver, para otra persona es algo nuevo. Siempre que esté en condiciones puede ser una opción muy válida.

8) Finalmente, visita los mercadillos. Los de segunda mano están de moda y seguro que en tu ciudad se realizan varios durante todo el año. Allí encontrarás gangas y siempre puedes regatear el precio de una prenda con el comprador. Echa un ojo a los mercadillos solidarios como éste.