Remedios caseros contra las arañas vasculares

A petición de nuestra seguidora Marita, hoy os propongo algunos remedios caseros para reducir o tratar las arañas vasculares.

Pero … ¿qué son las arañas vasculares? pues ni más ni menos que vasos sanguíneos dilatados que no suponen un riesgo para la salud, si no que es un tema meramente estético (si quieres saber más accede aquí).

Suelen aparecer por cuestiones hormonales, genéticas, por llevar una mala alimentación, estar mucho tiempo de pie o llevar una vida sedentaria.

Por supuesto, las arañas vasculares no sólo aparecen en las piernas (aunque es la zona más común), si no que pueden estar presentes en nariz, pies, etc.

publicidad

Además, no sólo afectan a las mujeres, bien es cierto que nosotras por los cambios hormonales que experimentamos somos más propensas a padecerlas, pero los hombres también pueden ser víctimas de ellas.

Te propongo 4 ideas para mejorar el aspecto de tus arañas vasculares y que cualquiera que las sufra puede seguir:

  • Esto es una verdad universal para tod@s y para poner en práctica todos los días (por las mañanas preferiblemente) ya que tonificarás la circulación y aliviarás la inflamación. Al ducharte no utilices agua muy caliente y al final de cada ducha date agua muy fría en la zona afectada durante unos 5 minutos. También puedes mojar una toalla en agua fría y envolverte la zona, como prefieras. Verás como notas las piernas más relajadas.
  • Toma alimentos ricos en vitamina C como kiwis (¿sabías que tienen más vitamina C que las naranjas?), frambuesas, limones, pimientos rojos crudos, espinacas…. y vitamina K muy presente en tomates, carnes magras y alimentos con un verde profundo. Todos ellos son unos perfectos antioxidantes y aumentan la resistencia de los vasos sanguíneos.

Ver post: Cómo aprovechar las cáscaras de naranja

publicidad

  • Cuando estés tumbad@ en casa o al irte a dormir, procura tener las piernas un poco más elevadas que el resto del cuerpo (con ponerte un cojín en los pies es suficiente), así la circulación será mucho más fluida.
  • Aunque te parezca una tontería, en casa y sobre todo en el trabajo, que pasamos tantas horas sentad@s, ¡no cruces las piernas! de esa manera la circulación no será tan buena. Así que a partir de ahora (a mi me cuesta muchísimo) las dos piernas apoyadas en el suelo. 🙂

Ahora te propongo 2 remedios naturales y caseros que tienen un poquito de elaboración:

  • Remedio con vinagre de manzana: Coge un trapo y empápalo con el vinagre, después envuelve o aplícalo en la zona afectada y manteniéndolo ahí durante 20-30 minutos. Si eres constante, después de unos meses notarás que las arañas están más atenuadas.
  • Remedio con aguacate y rosa mosqueta: Con estos dos ingredientes puedes hacer una crema hidratante, que reactivará la circulación y aliviará tu piel. Es ideal que la apliques después de depilarte o de exfoliarte la piel. ¿Que cómo se elabora? Muy fácil! Necesitas:
    • Medio aguacate y 10 gotitas de aceite de rosa mosqueta.
    • Intenta coger el aguacate de la parte que está más pegada al hueso, ya que tiene más propiedades curativas.
    • En un bol, mezcla el aguacate y pon el aceite de rosa mosqueta hasta que obtengas una pasta homogénea.
    • Extiéndela sobre la zona a tratar dando un suave masaje circular en sentido contrario a las agujas del reloj.
    • Deja actuar la mezcla durante 10 minutos y retírala con agua fría.
Por supuesto, a todos estos consejos y remedios hay que incluir una lista que quizá sea la más difícil de llevar para algun@s:
  • Deja de fumar.
  • Bebe agua.
  • Limita el consumo de alcohol y sal en tus comidas.
  • Si te sobran algunos kilos, sería ideal que perdieras un poco de peso ya que a menos peso, menos carga para tus piernas.
  • No uses tacones excesivamente altos.
  • Evita utilizar ropa muy ajustada.
  • Haz un poquito de ejercicio, sobre todo aquellos que tonifiquen tus piernas. ¡Además estarás estupenda! 😉

Como ves, casi todas las propuestas que te hago y que puedes llevar a cabo para mejorar o al menos que tus arañas vasculares no empeoren, no son más que un cambio de hábitos que puedes incluir en tu día a día. Otros, ya son otro cantar ¿verdad?

Espero que estos tips te sirvan de ayuda, y si conoces más remedios para tratar las varices o arañas vasculares nos encantará que los compartas con la comunidad y así las y los que sufrimos de ellas (que seguro que no somos pocos) nos podamos beneficiar.

Además, te dejo por aquí estos productos por si te resultaran de utilidad 😉