Relleno de cojines con bolsas de plástico

Publicidad

El plástico no se descompone con facilidad y su permanencia durante tantos años sin degradarse afecta nuestra calidad de vida. Ya hay muchos excelentes proyectos que están tomando medidas como la fabricación de bolsas biodegradables. Sin embargo, muchos supermercados y comercios siguen utilizando las bolsas tradicionales con las que podemos hacer ingeniosos proyectos de manualidades como el que te traigo hoy, el relleno de cojines con bolsas de plástico.

Hacer los cojines es muy sencillo, puedes guiarte de este artículo que te enseña en pocos pasos a realizar tus propios cojines. Lo que hace especial a este proyecto que te traigo hoy es que su relleno es de plástico.

Cojines rellenos de bolsas plásticas

Beneficio de los cojines rellenos con bolsas de plástico

El plástico tiene importantes beneficios, es impermeable y no deja pasar el frío. Además al existir cámaras de aire, éstas impiden que el calor acumulado se pierda. Así que el acolchado y los cojines que se realizan con bolsas de plástico resultan ligeros, económicos, abrigadores y muy útiles para irse de camping.

Materiales para hacer los cojines

  • Bolsas de plástico
  • Aguja, hilo o máquina de coser
  • Tijera
  • Tela para armar el cojín

Armando los cojines

  • Lo primero será doblar las bolsas con un mismo patrón, no es necesario que se le saque el aire por completo o que queden muy apretadas, ya que mientras mayor sea la cámara de aire que se deje, más se va a conservar el calor.
  • Con la tela se hace el forro del cojín, para esto córtalo de forma cuadrada. Puedes coser 3 lados del cojín y el cuarto lado pegarle o coserle una cremallera. Para que no te compliques la vida échale un vistazo a este artículo que te enseñará cómo hacer un cojín sencillo.
  • Una vez listo el forro del cojín, rellénalo con las bolsas que has doblado.
  • Ya tienes listo un cojín relleno con bolsas plásticas.

Publicidad

¿Cómo aprovechar tu nuevo cojín?

El cojín creado puedes utilizarlo para tu silla de trabajo, también para la silla de los niños a la hora de comer, así ganarán algo de altura en la mesa.

Pero una de las formas más creativas y que me encantan es utilizando los cojines para decorar el cuarto de los peques de la casa. Puedes hacer formas de nubes, para lo que necesitarás telas como el fieltro blanco. También puedes idear caras de animales muy graciosas como la del sapo o el búho que son fáciles de montar. Recuerda siempre hacer primero el patrón.

Lo mejor de todo es que las bolsas hacen algo de ruido cuando se aprieta el cojín y esto le dará cierta animación que a los niños les encantará.

Relleno de acolchados para llevar de camping

Las bolsas para dormir son muy útiles cuando nos vamos de vacaciones y no hay un relleno más abrigador que los que se hacen con bolsas de plástico. Este proyecto es muy parecido al anterior y por eso he querido proponértelo también.

Materiales para hacer una bolsa de dormir

  • Bolsas de plástico.
  • Aguja, hilo o máquina de coser.
  • Tijera.
  • Tela para armar el acolchado.

Armando la bolsa de dormir

  • Las bolsas deben doblarse con un mismo patrón, como lo hiciste para el relleno del cojín. Recuerda que no es necesario que se le saque el aire por completo, ya que mientras mayor sea la cámara de aire que se deje, más se va a conservar el calor.
  • Con la tela se hace una bolsa de 2×2 metros aproximadamente y se rellena con las bolsas de plástico.
  • Se hacen costuras horizontales y verticales para fijar el movimiento de las bolsas de plástico.
  • Se unen dos lados del acolchado y se cose a lo largo, quedando una bolsa de dormir de 2×1 m.
  • ¡Listo! ya tienes una bolsa de dormir impermeable y calentita para irte de camping.

Para que completes este proyecto puede que te interese leer otros artículos relacionados como:

Publicidad
Comparte el ahorro: