Cómo administrar las finanzas en pareja

publicidad

Cuando las emociones están a flor de piel, puede ser difícil tomar decisiones racionales juntos. Las parejas a menudo descubren que deben aprender a gestionar sus finanzas como pareja para evitar discusiones y resentimientos sobre el dinero en el futuro.

Para muchas parejas, el mayor reto se produce cuando uno de los dos no trabaja fuera de casa, o ambos trabajan pero uno no trae a casa ingresos de manera regular. Como en todo, la confianza y los acuerdos entre ambos son fundamentales para que todo vaya como la seda.

Gestionar las finanzas en pareja puede ser difícil cuando ambas personas de la relación tienen opiniones y objetivos diferentes para sus vidas y su futuro financiero. Por ejemplo, alguien que se ha criado en un hogar muy conservador puede no entender por qué el gasto no tiene límite.

En este caso fue Laura la que se puso en contacto con nosotros para explicarnos que lleva un par de años viviendo con su pareja pero que no se apañan bien con la organización de los gastos, el ahorro, los pagos pendientes y demás temas relacionados con el dinero y la convivencia en pareja. Además, este descontrol les está afectando en la relación.

publicidad


Te dejo otros artículos que están muy relacionados con este tema:

Volviendo al tema de la economía en pareja hay varios puntos que me gustaría tratar para resolver todas vuestras dudas.

Es importante saber identificar el momento en el que la relación personal con vuestra pareja ya es lo suficientemente sólida como para unir amor y dinero. Una vez que ya llevéis el suficiente tiempo con la otra persona y tengáis ambos claro que queréis dar el paso toca sentarse y hablar.

Hay formas de comprometerse y gestionar el dinero en pareja de forma eficaz. Una de ellas es elaborar juntos un presupuesto. Sentaos y calculad cuánto dinero necesitáis ambos cada mes  para afrontar los gastos derivados de la convivencia: el alquiler, la luz, el agua, el gas, la comida, los seguros o los colegios y demás gastos derivados de los niños en caso de que los hubiese.

Tratad de ser realistas en el presupuesto y estad dispuestos a ceder en algunas cosas.

Formas de administrar el dinero en pareja

Te dejo a continuación las formas más habituales de administrar el dinero en una relación pero opciones hay tantas como parejas.

    • Cuentas separadas con fondo común

Cada uno compra sus cosas con su dinero y paga la mitad de las facturas.

Una cuenta de ahorro en la que los dos miembros de la pareja sean titulares y aporten dinero para hacer frente a los gastos anteriores. Esa cantidad puede ser la misma para los dos o un porcentaje según los ingresos de cada uno. Con este método cada uno dispone de un dinero para de manera privada para «sus cosas» y se divide el importe de las facturas.

 

    • Compartir las finanzas.

Con este método todo es de los dos y todo se comparte, el ahorro y las deudas. Antes de comenzar con este sistema cada miembro de la pareja debería cancelar sus deudas anteriores para empezar de cero. Cuando se comparten las finanzas, para que todo funcione bien, tiene que haber mucha comunicación y confianza en la pareja. No puede haber secretos en lo que al dinero se refiere. Ambos deben saber cuánto gana el otro, cuánto dedica al ahorro, cuales son los gastos fijos y, muy importante, cuáles son los objetivos comunes a corto, medio y largo plazo.

Después de repasar las formas más comunes de administrar el presupuesto en pareja, te dejamos algunos consejos que consideramos igual de importantes para que vuestra relación en el amor y en el dinero sea lo más sana posible.

  • Qué ocurriría si se terminase la relación. Debemos respaldarnos legalmente para que el dinero esté a salvo en caso de ruptura de la pareja. Se debe acordar como se repartirá el dinero ahorrado o las deudas en caso de que las hubiese. El reparto se puede hacer a medias o con un porcentaje que varíe en función de lo que hemos aportado con nuestros ingresos. Esto es importante hacerlo cuento todo va bien en la pareja, al igual que un pacto de socios se hace cuando se constituye una empresa.

 

  • Trazar unas metas o objetivos en los que vamos a invertir el dinero ahorrado. Puede ser la compra de una vivienda (o una segunda vivienda para alquilar y que nos genere ingresos pasivos), comprar un coche, dedicarlo a unas vacaciones o un viaje o incluso a ampliar la familia. Esos objetivos es importante que sean realistas y alcanzables para que no nos frustremos y tiremos la toalla. Además, debéis estar los dos de acuerdo para remar en la misma dirección. Es importante hablar de esto en profundidad, sobre todo si vais a aplicar la forma número 2 de gestionar vuestro dinero en casa. Hacerlo marcará vuestra hoja de ruta y sabréis hacia donde os dirigís. Solo así se pueden alcanzar objetivos. Dejemos la improvisación para otras cosas, no para el manejo del dinero.

¿Te han servido de ayuda estos consejos sobre la economía en pareja?

Para seguir ahorrando dinero, no te pierdas el libro “Ahorradoras: 101 trucos para ahorrar ¡Y vivir mejor que nunca!” 

ahorrar dinero en pareja

Si, además de las habituales muestras gratiscupones y descuentos, te gustan estos post o quieres más consejos para manejar vuestro dinero lo mejor posible y así conseguir dedicarte más tiempo a ti, tu familia y tus pasiones sin por ello dejar de hacer frente a los gastos básicos, déjanos un comentario abajo.

¡Feliz ahorro 🙂 !