Cómo limpiar la plata

La plata, naturalmente, tiende a oscurecerse y adquirir un tono marrón o incluso negro, mucho más si la tenemos guardada y le damos poco uso.

Seguro que habéis querido poneros en algún momento una cadena o pulsera y la habéis encontrado tan fea que otra vez ha vuelto al cajón del olvido con la promesa de comprar un limpiador de plata.

Limpiar nuestros objetos de plata de forma casera es muy fácil y económico, como siempre, solo necesitamos ingredientes que todos tenemos en casa.

En este caso:

  • Un recipiente de plástico.
  • Papel de aluminio.
  • Bicarbonato.
  • Agua caliente.

El procedimiento es rápido y sencillo:

publicidad

  1. Ponemos un trozo de papel de aluminio cubriendo el fondo del recipiente de plástico. Colocamos las piezas de plata en contacto con el papel de aluminio.
  2. Echamos unas cucharadas de bicarbonato por encima de la plata.
  3. Llevamos el agua casi a ebullición y cubrimos los objetos con ella.
  4. La mezcla del bicarbonato, el agua caliente y el papel de aluminio dará lugar a una reacción química que causará una especie de burbujeo. Movemos un poco la plata para que se limpie por todos los rincones y la dejamos en remojo hasta que veamos que se ha eliminado toda la suciedad.

Y ¡listo! ya tenemos nuestra plata brillante de nuevo. Si os animáis a probadlo, contadnos como quedan vuestros objetos de plata 🙂 Ah, y si sabéis otro truco, solo tenéis que escribirlo más abajo para que todas podamos conocerlo y aprender juntas.

Y para que veáis más trucos en directo aquí os dejo estos vídeo tutoriales para que descubráis el paso a paso 😉

Lidia nos muestra unos consejos sobre cómo podemos limpiar la plata fácilmente en casa con productos cotidianos.
Si tienes algún complemento de plata que se ha ennegrecido u oscurecido, puedes recuperar su brillo original de forma barata con este truco casero.

No te pierdas otro post relacionado con un truco: Cómo devolver el brillo a la plata.